3 sept. 2010

Ikea

IKEA
Hoy quisiera contarte una historia. No una historia cualquiera, aunque te pudiera resultar familiar, te sorprendera.

En los bosques del sur de Suecia (zona de Småland) en el pueblecito de Agunnaryd nace el pequeño Ingvar en el año 1926. Se crío en una granja cercana al pueblecito “Elmtaryd”. Este pequeño niño a la edad de cinco años comenzó a vender cerrillas a sus vecinos. Se las ingenio a los siete años para ampliar su zona de ventas montando en bicicleta. Sorprendido se dió cuenta que podía comprar cerillas al por mayor y a bajo precio en en Estocolmo y venderlas al por menor a precios bajos con el feliz resultado de obtener muy buenos beneficios. Empezó no solo a vender los primeros productos sino que añadío: semillas, postales, adornos Navideños para continuar con material de papelería.

Ingvar ya en 1940 era un comerciante de muebles. Durante ese periodo estudia todo lo relacionado con el mercado de los muebles. Analiza todo el proceso de diseño del muebles, automontaje, publicidad. No solo eso, sino como forma de llegar al mayor número de personas posible incorporó el catálogo y la exposición en un recinto. Se transforma en un tipo emprenderdor que convierte su negocio de muebles en una tienda, IKEA. El concepto Ikea ya es una realidad en 1943.En ese mismo año Ingvar Kamprad da a conocer
el “Testamento de un comerciante de muebles”. Se producen aperturas de nuevas tiendas donde se desarrollán muebles buenos que se transformán en productos estrella y en toda una buena inversión.
 Ikea se expande de forma vertiginosa en nuevos mercados:


-1965 se abre una tienda IKEA de 45.800 m² en la capital de Suecia, de forma circular inspirada en el diseño del Guggenheim de NY. El éxito generó enormes problemas de capacidad para atender a los clientes, por lo que se permitió que los propios clientes se atendieran. Surgía entonces una característica importante de la firma.
En 1969 se abre una nueva tienda en el país vecino de Dinamarca, y en 1973, la primera tienda fuera de Escandinavia es inaugurada en Zúrich, Suiza. Esta tienda, será clave para la rápida expansión de IKEA en Alemania, que es hoy en día su mayor mercado.
En la década de los ochenta se abre la primera tienda España, en la isla de Gran Canaria, en el año 1981. En 1985 se inauguran las primeras tiendas en Estados Unidos, en 1992 en Mallorca y por fin llega la Península Ibérica con su tienda en Badalona.

Ikea es no sólo una tienda o un concepto, es una filisofía ,un modo de entender la vida, un pensamiento practico que ademas de ayudarnos a decorar al mismo tiempo nos inspirá.


"Ikea es inmediatez, es practicidad, es consumo rápido. En sus 67 años de existencia, desde 1943, cada año, con puntualidad nórdica, ha regurgitado muebles funcionales, de atractivo diseño y aún mejor precio, con su emblemático paquete plano y la filosofía del do- it-yourself para que los ciudadanos del mundo decoren las repúblicas independientes de sus casas siguiendo la regla de las tres B. Medio siglo da para mucho, y el inventario de diseños acumulado por la firma sueca durante estos años pone los diente largos a los amantes del vintage. Nada como ver los catálogos de decádas pasadas para que las glándulas salivares comiencen a segregar. Esso comedores ye-yé en tonos vitamina de los años 70, esas estanterías modulares de los años 60 y esas butacas orgánizas de los 50 fueron paridas por muchos de los padres del diseño escandinavo, pues el señor Ikea no reparó en gastos para hacerse con el dream team : Gillis Lundgren, Erik Worts,Lennart Ekmark, Karin Mobring o Johan Huldt.
Lamentable pocas se conservan, ni siquiera la propia Ikea guardó ejemplares. Y esta escasez y un diseño especialmente eminente ha hecho que algunas de estas creaciones se hayan convertido en objeto de coleccionismo y especulación. Como la silla Vilbert de Verner Panton que, lanzada en los años 90, pasó tan desapercibida que se retiró en la siguiente temporada. Ikea fue precursora en comisionar a diseñadores icónicos." texto Isabel Margalejo.

Ikea va más alla de lo que podamos imaginar, en el sur de España ha causado tanta conmoción que la gente peregrina en autobuses con tanta espectación como los peregrinos del Rocío. Que una tienda de consumo se transformé en un lugar de visitas como un Museo con entrada gratis es todo un fenómeno social. La decoración no sólo como utilidad sino como una gran espectáculo. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario